Málaga, 13 de julio de 2022

Gema Ruiz Rodríguez
Trabajadora Social. Zonas desfavorecidas. Diputación de Granada

Gema Ruiz Rodríguez, diplomada en Trabajo Social por la Facultad de Trabajo Social de la Universidad de Granada 2008-2011. Experta en Discapacidad 2012 por la Universidad de Granada, Máster en Mediación por la Universidad de Granada 2013-2015 y Experta en Pérdida y Duelo por la Universidad de Almería en 2018.

En su trayectoria profesional destaca la intervención con mujeres migrantes, jóvenes en riesgo de exclusión social y personas en situación de dependencia.

En este artículo se quiere dar a conocer un proyecto ecofeminista para llevar a cabo en Zafarraya, un pequeño pueblo de 2.120 habitantes* de la provincia de Granada, Andalucía (España). Un grupo de mujeres pretende crear una sociedad cooperativa dedicada a generar pellet como combustible para las estufas y/o calderas con los residuos de piñas de pino silvestre. 

Llevar a cabo este proyecto liderado por mujeres habitantes del territorio supone un paso más hacia el movimiento ecofeminista en España, dimensión poco conocida entre proyectos feministas del país. El interés hacia esta corriente pone de manifiesto el capitalismo natural, tan necesario en el actual sistema capitalista para pasar de la economía de consumo a la economía de servicios y reinvertir los beneficios en la mejora e implementación de los recursos naturales.


*https://www.ine.es/jaxiT3/Datos.htm?t=2871


Propuesta

La Directiva 2009/28/CE relativa al fomento del uso de la energía procedente de fuentes renovables, define la biomasa como “la fracción biodegradable de los productos, desechos y residuos de origen biológico procedentes de actividades agrarias (incluidas las sustancias de origen vegetal y de origen animal), de la silvicultura y de las industrias conexas, incluidas la pesca y la acuicultura, así como la fracción biodegradable de los residuos industriales y municipales”.

En los últimos años, a medida que ha ido aumentando la explotación del inmenso potencial disponible y se ha ido consolidando un mercado para la biomasa, aumentando los agentes implicados y los volúmenes comercializados, se han acrecentado los esfuerzos por estandarizar y certificar la calidad de este tipo de combustibles, principalmente las astillas y los pellet (normas ISO 17225), habiendo incluso estudios recientes (BIOMASUD) y normas específicas que también se dirigen a residuos como los huesos de aceituna y las cáscaras de frutos (normas UNE-164003 y UNE-164004, respectivamente).

El municipio de Zafarraya ha sido declarado “Lugar de Importancia Comunitaria” (LIC) según la información de los espacios Red Natura 2000 remitida por el MITECO a la Comisión Europea*. Este pequeño pueblo se encuentra situado entre la transición entre la Axarquía malagueña y la tierra de Alhama; es el accidente geográfico que corta y separa las pantallas rocosas de las sierras de Alhama y Tejeda y abre camino natural entre el Poniente Granadino y el litoral mediterráneo en el área geográfica del Poniente Granadino. Desde el punto de vista de su comarcalización, se incluye en la comarca del Poniente Granadino. Tiene una superficie de 21 km2, la distancia a la capital es de 79 km. Limita al norte con Loja, al este con Alhama de Granada y al sur con la provincia de Málaga.    


*Decisión de ejecución (UE) 2021/159 de la Comisión de 21 de enero de 2021, publicada en el Diario Oficial de la Unión Europea el 15 de febrero de 2021.


Comparativamente el sector agrícola en Zafarraya supone un gran porcentaje respecto al total provincial. Consecuencia de ello es la gran actividad agrícola existente en la zona.

La principal idea a llevar a cabo para desarrollar el presente proyecto es generar pellet con residuos de piña de pinos silvestres de las principales sierras que rodean el polje natural de Zafarraya (paisaje kárstico), el mayor de la península ibérica y uno de los más importantes de Europa. Los pellet son pequeños cilindros de 6 a 12 mm de diámetro y de 10 a 30 mm de longitud hechos con serrín, astillas u otros residuos comprimidos que pueden utilizarse como combustibles.

En la actualidad, la producción de pellet sólo se produce en la industria maderera, en España concretamente en las zonas del norte como Cantabria, Castilla y León o el País Vasco. 

El estudio de las especies de pinos del Llano de Zafarraya hace constatar que es viable extraer de las piñas serótinas del pino carrasco dicho residuo para la producción de pellet ya que éstas sólo se abren en caso de incendio o de temperaturas muy elevadas (mayores de 50ºC)  y generan no sólo fuego sino que cuando hay una sequía fuerte impide la hidratación que favorecen su inflamabilidad como estrategia adaptativa.

El pellet lo podemos utilizar tanto para calefacción como agua caliente. Para su uso, se utilizan estufas o calderas especiales para pellet resultando muy cómodas y muy fáciles de usar.

Las ventajas del pellet son las siguientes: 

  • Al ser un producto 100% natural no mancha, ni es tóxico ni contamina ya que es Biomasa CO2 neutro.
  • No requiere de la tala de árboles ya que procede del serrín, por lo que se convierte en un consumible totalmente ecológico.
  • No tiene fecha de caducidad. La única condición que requiere el pellet para su cuidado y perdurabilidad es que se guarde en un lugar seco. 

Diseño de la metodología

Búsqueda bibliográfica en Google Académico con palabras clave como: ecofeminismo, biomasa, desarrollo sostenible, capitalismo natural, principio de precaución, economía de servicios. 

Posteriormente se efectúa lectura detallada de  los artículos y se recaba información para abordar la temática. 

Para llevar a cabo el proyecto se crea un grupo autogestionado de 10  mujeres ecofeministas residentes en el municipio concienciadas con el cuidado medioambiental, la problemática ecológica, el cuidado de la salud y la necesidad de adecuar la economía a las necesidades de las personas así como luchar hacia una transición de modelo de desarrollo económico sostenible. Tras diversos encuentros y reuniones se genera compromiso y cohesión humana entre las integrantes del grupo lo que permite trazar una estrategia y un posterior plan de actuación sobre la viabilidad, sustentabilidad, productividad y rentabilidad del proyecto. 

En primer lugar se asesoran con personas emprendedoras para poder preguntar dudas, conocer sus experiencias y escuchar recomendaciones que les pueden ser útiles para ir alternando obstáculos.

En segundo lugar, contando con el  asesoramiento del área de emprendimiento de la Cámara de Comercio de Granada, elaboran un diagnóstico de evaluación socioeconómica cuyas variables serán: 

  • A nivel organizacional: conocimiento del y/o la cliente, de la competencia, función de mercado, búsqueda  de clientes potenciales a través de las TIC (tecnologías de la información y comunicación), adecuar el producto y diferenciarlo del resto, información para la elaboración técnica de pellet de biomasa (humedad del material, homogeneización de la materia prima y utilización de aditivos, alimentación frecuencial, maquinaria) difusión a través de marketing digital, cronograma de trabajo (recursos humanos y recursos materiales).
  • A nivel de búsqueda de apoyos y desarrollo social: ocupación de la mano de obra de la zona, cualificación de la mano de obra de la zona, mantenimiento de infraestructuras, capacidad productiva, desarrollo local y comunitario, proyecto con fuerte responsabilidad social, educación medioambiental y mejora del ecosistema. 

Evaluando la estrategia y plan de actuación se procede a elaborar  un plan de trabajo productivo y un plan de negocio que tras un compromiso cooperante permitirá que se proceda a llevarlo a cabo siendo flexible y susceptible de cambios en función de su progreso.  Individualmente cada integrante de la cooperativa depositará una cantidad de capital financiero que, sumado al importe que se consiga de los apoyos sociales tras una difusión del proyecto a éstos, será el punto de partida para poder empezar con los primeros gastos de inversión. 

¿Para qué un proyecto ecofeminista?

El ecofeminismo plantea una actitud de prudencia hacia la tecnocracia y hace algunas propuestas en el ámbito de la salud como son:

  • Estilo de vida saludable. 
  • Vegetarianismo y soberanía alimentaria. 
  • Autonomía del cuerpo y derechos sexuales y reproductivos. 
  • Preocupación por los entornos saludables.

Las condiciones ambientales causan entre el 20-25% de muertes al año en todo el mundo. En el Estado Español se dan 16.000 muertes prematuras al año por enfermedades derivadas de la contaminación del aire.

Los pesticidas tóxicos, los disruptores hormonales o la contaminación ambiental son ejemplo de cómo la calidad ambiental  repercute en la salud, especialmente en las mujeres.

¿Por qué es importante el ecofeminismo?

El análisis feminista pone de manifiesto que, en prácticamente todas las culturas y a lo largo de la historia, quienes han cuidado esos cuerpos vulnerables han sido las mujeres y lo han hecho en espacios que el modelo hegemónico se ha encargado de invisibilizar y desvalorizar. Este espacio invisible y sin valor, que se ha construido activamente como tal (De Sousa Santos, 2011) es el espacio de los hogares que son verdaderos núcleos de producción de bienes y servicios imprescindibles para que pueda darse la vida humana Nuestras sociedades siguen siendo patriarcales y esto se mantiene gracias a los procesos de socialización de niños y niñas que transmiten de manera explícita e implícita y a través de todos los dispositivos sociales, que quienes deben encargarse de mantener la vida son quienes la dan y esto justifica la separación sexual del trabajo, del espacio y del poder. Precisamente porque el modelo actual de desarrollo no tiene en cuenta esta perspectiva es por lo que el ecofeminismo afirma que este es un modelo ecocida, porque destruye naturaleza; es patriarcal, porque utiliza el trabajo hecho en los hogares invisibilizándolo y sustrayéndole la plusvalía que genera en forma de tiempo de cuidado. Esto lo convierte en esencialmente injusto. (Herrero, 2016)

¿Qué resultados persigue el proyecto?

  • Concienciar a la población del municipio sobre la importancia que tiene la energía renovable para proteger el medioambiente.
  • Transmitir la importancia entre el crecimiento económico, el cuidado del ecosistema y el bienestar social, valorando el impacto en la salud de las personas, en especial la salud de las mujeres biológicamente más vulnerables ante la contaminación medioambiental. 
  • Reinvertir los  beneficios en la mejora e implementación de los recursos naturales.
  • Elaborar el producto empleando un único material  “bio”, a fin de simplificar los procesos de reciclaje.
  • Apoyar  las nuevas tecnologías para mejorar la eficiencia del producto.
  • Generar empleo entre las mujeres del territorio a corto, medio y largo plazo contribuyendo al emprendimiento rural femenino. 
  • Instaurar el principio de sororidad como base del ecofeminismo. 
  • Participar en foros y encuentros sobre políticas de género y ecología.
  • Contribuir al empoderamiento de las mujeres del municipio facilitando el acceso al empleo. 
  • Generar las oportunidades necesarias para fomentar y consolidar la participación de las mujeres en todos los espacios públicos.

Bibliografía: 

COMENTA

Pin It