Categoría

Miscelánea

Categoría

TSDifusión, 17 de febrero de 2021

TSDifusión ha cumplido un año en su nuevo formato, en el que hemos pretendido adaptarnos a las vías de información y comunicación actuales, así como facilitar la difusión del pensamiento y práctica profesional a través de las redes sociales.

Desde la revisión del formato de la revista, a mediados del 2019, el equipo de TSDifusión ha tratado de hacer que la participación de los diferentes actores implicados sea mayor. Desde el diseño hasta el funcionamiento del equipo que lo lleva adelante, este momento de inflexión se convertía en una oportunidad para sumar y enriquecer, un ejercicio tan complejo como el de dar visibilidad a la profesión a través de una herramienta como la revista, que lleva 24 años de andadura.

En aquel momento de revisión, el Consejo Editorial estaba formado por 3 colegios profesionales: Huelva y Cádiz con la creación de contenidos, y Málaga, además, con la coordinación, secretaría y maquetación. Desde el equipo de Málaga se hizo un gran esfuerzo por buscar una fórmula que facilitara el trabajo de coordinación, la toma de decisiones y la gestión de la información de una manera amable y sencilla, pero la dichosa pandemia no nos permitió ensayar el modelo de funcionamiento hasta la mitad de 2020. 

Es en ese momento, 8 de mayo de 2020, donde se ponen en marcha las herramientas tecnológicas (gestión de proyectos virtual), las reuniones virtuales del Consejo Editorial, y sobre todo, la voluntad de sumar de todas las personas que formamos el equipo de TSDifusión, sin protagonismos colegiales.

Durante este tiempo, en el que hemos tenido que aprender a comunicarnos sin la calidez de la presencialidad, a utilizar las nuevas tecnologías -aunque fuéramos de la era del teléfono fijo-, y sobre todo a darle forma a un proyecto colectivo e interinstitucional, tanto por dentro como por fuera -en una época en la que cada entidad está luchando por su supervivencia-; si algo hemos aprendido en estos meses que llevamos de recorrido compartido, es que cuando el objetivo está claro, las capacidades se ponen al servicio de lo común y se asumen liderazgos colectivos, se trabaja con alegría y salen adelante procesos que de otra manera no se podrían llevar a cabo.

Se ha trabajado mucho para la planificación y organización del trabajo, se han establecido protocolos para el funcionamiento del consejo editorial y se hace uso de plataformas y herramientas que facilitan un trabajo colaborativo y organizado. En este crecimiento hemos practicado un trabajo en comunidad, donde se implementan mejoras en las dificultades sobrevenidas de la propia gestión, y donde las personas que forman parte del consejo asumen tareas en función de sus fortalezas, en una relación horizontal de todos los colegios. 

Tal ha sido nuestra ilusión en el trabajo compartido y tanto nuestro interés en que las/os profesionales se expresen y compartan, que hemos sido capaces de organizar y poner en marcha el curso: “Escribir para compartir”. Desde estas líneas agradecer a los Colegios de Cádiz, Huelva y Málaga su apoyo, y el interés expresado por las personas inscritas.

Esperamos que tanto la revista como el curso motiven la expresión personal y profesional, si eso es así esperamos vuestra participación. Nuestras “páginas” están abiertas a todas las personas que quieran compartir sus reflexiones y experiencias, y como no, también os invitamos a formar parte del consejo editorial. Invitación que hacemos extensiva al resto de colegios de Andalucía.

Para concluir, y si sentís curiosidad por el trabajo desarrollado, tenemos una última invitación, nuestra memoria anual, en la que se visualiza el trabajo que te hemos contado, y a la que puedes acceder aquí.

Pin It